23 de abril de 2024

Logo
Logo

Dólar vino y espumante: se incorporaron productos al “programa de incremento exportador”, ¿genera cambios?

.
.

Se publicó una resolución conjunta entre la Secretaría de Industria, Agricultura y Minería, todas del ministerio de Economía, en donde se detallan los productos que se pueden exportar a un dólar diferencial, muchos de los que ya estaban incluidos en el llamado “dólar Pyme”.

Este miércoles se publicó la Resolución Conjunta 1/2023, del ministerio de Economía (Secretarías de Industria y Desarrollo Productivo y Agricultura, Ganadería, Pesca y Secretaría de Minería), que incorpora productos de la economía mendocina al “programa de incremento exportador”, es decir, que les otorga un dólar diferencial.

Según el anexo incluido en la resolución, se sumó el jugo de uva (mosto), vinos espumosos y demás vinos, minerales de plata y sus concentrados; y cueros y pieles enteros, entre otros productos. No obstante, la medida suma críticas porque la oferta es de muy corto plazo: hasta el domingo 22 de octubre.

En cuanto al tipo de cambio al que se exportaría, incorpora un mix de liquidaciones, entre el mercado mayorista y el bursátil o “contado con liqui”, que daría un tipo de cambio de alrededor de $502 (el Contado con Liqui tiene variaciones diarias).

Se trata de la “instrumentación del dólar Pyme ya anunciado”, y según explicaron desde ProMendoza, ya se había anunciado y puesto en práctica, bajo la siguiente metodología:

El programa establece la obligación de ingresar el 75% de los dólares al Mercado Libre de Cambios (MLC), y con el 25% restante se pueden “concretar operaciones de compraventa con valores negociables adquiridos con liquidación en moneda extranjera y vendidos con liquidación en moneda local.

Al respecto, el titular del Instituto Nacional de Vitivinicultura, Martín Hinojosa, consideró que resulta ser una herramienta que “permite mejorar el tipo de cambio para las Pymes”. “Genera mayor competitividad y, en estos días en los que el rol del Estado está tan en discusión, es bueno que el Gobierno apoye a las Pymes, que de otra manera, liquidarían sus exportaciones a $365″, sumó.

Sobre el plazo, la duración del programa, agregó que “muchas bodegas tienen liquidaciones diarias”, y alcanzarán a aprovechar la medida. “Siempre se piden medidas y luego se cuestionan los detalles, pero yo quiero destacar la decisión del ministro Massa y ver el vaso medio lleno, porque esto mejora la situación de muchos exportadores, las liquidaciones son diarias y el certificado Pyme, en muchos casos las empresas ya lo tienen y no resulta difícil de obtener”, sumó.

*Los productos que se incorporan:

La expectativa, con el llamado “dólar Pyme”, en todo el país, es acceder a más de 9.000 empresas que el año pasado exportaron u$s12.500 millones y que este año acumulan operaciones por más de 9.000 millones. Así, se espera que unos 4.500 millones, por lo menos, podrían ingresar gracias a la ventaja cambiaria que alcanza sobre todo a sojeros y petroleras.

Aunque con un menor volumen, las economías regionales también pueden aportar lo suyo, y de acuerdo con el último informe del INV, publicado a comienzos de octubre, “luego de que Argentina lograra en 2012 el récord en valor de exportaciones de productos vitivinícolas, llegando a 1.293 millones de dólares, se mantiene, en los últimos años, alrededor de los 1.000 millones”.

Así lo informó el presidente del INV, Martín Hinojosa, luego de que se presentara el último Informe Anual Mercado Externo 2022 elaborado por Laboratorio Estadístico del Organismo nacional.

Hinojosa explicó que “las exportaciones de vino en los últimos 20 años han crecido un 43% en volumen y 390% en valor FOB, de la mano de los varietales. Pasamos de exportar 170 millones de dólares en 2003 a 824 millones en 2022″ Por otro lado comentó que nuestro país se consolida como un jugador importante en el mercado internacional en las exportaciones de vinos embotellados ,varietales, con agregado de valor y marca nacional.

“Distinto es lo que ocurre con las exportaciones de granel que no logran conseguir un mercado estable (salvo en algunos varietales) debido a su alta dependencia de excedentes disponibles para sostener la demanda en un mercado muy sensible al precio”, explicó Hinojosa en ese momento.

COMPARTIR NOTA