29 de mayo de 2024

Logo
Logo

En Reino Unido permiten a farmacias dispensar más medicamentos por falta de personal médico

Las farmacias en Reino Unido podrán brindar atención primaria y recetar varios medicamentos, en un plan del gobierno de Sunak por descomprimir el golpeado sistema de salud británico.
Las farmacias en Reino Unido podrán brindar atención primaria y recetar varios medicamentos, en un plan del gobierno de Sunak por descomprimir el golpeado sistema de salud británico.

También se les habilita a brindar atención primaria, en lo que el primer ministro Rishi Sunak ordenó para contener la crisis en el sistema de salud.

Las farmacias de Inglaterra podrán ofrecer atención primaria y prescribir ciertos fármacos a pacientes, según un nuevo plan anunciado por el gobierno de Rishi Sunak con el objetivo de aliviar la actual presión sobre los médicos de cabecera, que desde la pandemia vienen reclamando cada vez más por mejoras en el sistema y en los salarios.

Según detalla el Ejecutivo en un comunicado, como parte de esta iniciativa se pedirá a los pacientes que recurran a las farmacias para obtener prescripciones de algunos fármacos comunes, incluidos antibióticos, y para someterse a pruebas rutinarias, a fin de “relajar” la presión que actualmente recae en los doctores. El organismo público sanitario NHS England afirma que este nuevo plan liberará hasta 15 millones de citas médicas en los próximos dos años, lo que representa un 2% del total.

Las farmacias podrán prescribir fármacos para tratar una serie de enfermedades: dolor de oído, dolor de garganta, sinusitis, impétigo, herpes, picaduras de insecto infectadas e infecciones del tracto urinario en mujeres, siempre que no presenten complicaciones. También se recetarán las píldoras anticonceptivas sin necesidad de tener que pasar antes por la consulta del médico, mientras que los pacientes podrán autoderivarse a consultas de algunos especialistas.

La consejera delegada de ese organismo, Amanda Pritchard, indicó que los servicios farmacéuticos recibirán una partida de 645 millones de libras (742 millones de euros) en los próximos dos años para impulsar al personal y los recursos.

Según este programa, para descomprimir el actual sistema que obliga al paciente a llamar a su médico ambulatorio a las 08.00 hora local (07.00 GMT) para solicitar una cita médica en el día, los centros médicos recibirán 240 millones de libras (275 millones de euros) destinados a modernizarse y poder atender las múltiples llamadas.

COMPARTIR NOTA