30 de mayo de 2024

Logo
Logo

Las acciones de Credit Suisse se desplomaron tras la compra de UBS

Credit Suisse, empresa de servicios financieros, con sede principal en la ciudad de Zúrich, Suiza. (Imagen ilustrativa / Web)
Credit Suisse, empresa de servicios financieros, con sede principal en la ciudad de Zúrich, Suiza. (Imagen ilustrativa / Web)

En la apertura del mercado bursátil suizo, las acciones de la empresa financiera se hundieron un 60,5%.

Luego del anuncio de que UBS Group AG comprará Credit Suisse por 3.250 millones de dólares, las acciones de la empresa financiera se desplomaron un 60,5% en las primeras operaciones del lunes. El acuerdo de la compra llegó para evitar una brusca caída en el sistema bancario mundial. Las acciones de UBS también bajaron un 8% en la bolsa de valores suiza.

El gobierno suizo insistió a USB a hacerse cargo de su rival más pequeño después de que Credit Suisse tomara prestado hasta 54.000 millones de dólares que no logró tranquilizar a los inversores y clientes del banco.

La quiebra de Silicon Valley Bank (SVB), el decimosexto banco de Estados Unidos en activos y valuación, llevó a que las acciones de Credit Suisse y otros bancos se desplomaran y generó dudas sobre otras instituciones financieras potencialmente débiles.

Este lunes, los mercados permanecieron nerviosos a pesar de la intervención de los reguladores para restablecer la calma. El domingo por la noche, en Estados Unidos, la Corporación Federal de Seguros de Depósitos anunció que New York Community Bank acordó comprar una parte significativa del fallido Signature Bank en un acuerdo de $ 2.7 mil millones.

Los mercados bursátiles mundiales cayeron y el índice principal de Hong Kong se hundió más del 3%. Los puntos de referencia del mercado en Frankfurt y París abrieron con una caída de más del 1% y en cuanto a las acciones bancarias europeas se desplomaron más de un 2%. En Shanghai, Tokio y Sydney también declinaron. Los futuros de Wall Street cayeron un 1%.

Luego del anuncio de la compra de Credit Suisse el presidente de Suiza, Alain Berset, dijo que “Un colapso descontrolado de Credit Suisse tendría consecuencias incalculables para el país y el sistema financiero internacional”.

Aunque UBS es más grande, Credit Suisse ejerce una influencia considerable, con 1,4 billones de dólares en activos bajo gestión. Posee grandes negociaciones en todo el mundo, brinda servicio a los ricos a través de su negocio de gestión de patrimonio y es un importante asesor de fusiones y adquisiciones.

COMPARTIR NOTA