24 de abril de 2024

Logo
Logo

El exclusivo château mendocino construído en 1905 que cobra más de $ 50.000 por persona para ser visitado

El château neoclásico que la familia Arizu le compo a Frank Romero Day.
El château neoclásico que la familia Arizu le compo a Frank Romero Day.

Es el corazón de una finca de 500 hectáreas de extesión junto al Río Mendoza, en Maipú. Una mansión rodeada por viñedos y olivos. Actualmente ofrece una experencia gastronómica con productos locales, un recorrio con audioguía digital y un servicio de sommeliers.

El recorrido comienza con un paseo a través de un túnel de árboles que te lleva a un cuidado jardín inglés, donde pinos, tilos, araucarias, cedros, robles y ciruelos custodian el camino, enmarcan una casona de estilo neoclásico. En el porche, sobre un elegante piso de damero blanco y negro, contrasta con una imponente vista de la montaña. La finca está en Barrancas, en Maipú, a 35 kilómetros de la ciudad de Mendoza.

Un amplio pasillo con aires de jardín de invierno europeo atraviesa la casa y desemboca en la galería trasera. Este es el inicio de la experiencia “Raíces”, un viaje sensorial al Paraíso a través de vinos, relatos y recuerdos, que culmina con un almuerzo personalizado. Esta residencia, inaugurada en 1924, se distingue por su arquitectura de líneas puras, carpinterías oscuras, ventanales majestuosos y alturas impresionantes.

La experiencia en la residencia de la familia Arizu, desde 1926, propone un viaje por más de 120 años acompañado por un lujoso portfolio de vinos. La finca está abierta al público de lunes a sábados, y la experiencia completa tiene una duración estimada de entre 3 y 4 horas. La misma Incluye degustación de vinos, almuerzo gourmet, recorrido con audioguía digital y servicio de sommeliers. El almuerzo en el jardín de la residencia, dónde podrás personalizar tu experiencia con mantas sobre césped, sillones bajos o mesas tradicionales, tiene un valor publicado de $ 55.000 por persona.

Finca El Paraíso será por primera vez abierta al público. - Gentileza
Finca El Paraíso será por primera vez abierta al público. - Gentileza

No solo se trata de un lugar hermoso, en un entorno imponente, sino también del legado de los Arizu a la innovación de la industria de vino, porque entre sus viñedos conviven plantas de Malbec, Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc, Petit Verdot, Pinot Noir, Syrah, Pinot Meunier, Chardonnay, Pinot Blanc, Sauvignon Blanc, Viognier y Gewürztraminer.

Para que la experiencia sea verdaderamente distinta y a la altura de un sitio histórico, el equipo de la bodega trabajó, junto al lifestyle consulting italiano Massimo Ianni, para crear una propuesta innovadora y de lujo experimental. El servicio gastronómico que se brinda está a cargo del cheff Pablo Del Río.

Doblemente premiada

Finca El Paraíso ha sido galardonada, este año, en el prestigioso concurso Best Of Mendoza’s Wine Tourism, donde fue honrada con dos medallas de bronce en las categorías de Experiencia Innovadora y de Arquitectura y Paisajismo. Este certamen, organizado conjuntamente por el Ministerio de Cultura y Turismo de Mendoza y Great Wine Capital (GWC), reconoce a las empresas locales que se destacan por su excelencia, buenas prácticas e innovación en la industria del turismo del vino.

El reconocimiento obtenido por Finca El Paraíso es testimonio de su compromiso con la mejora constante de su entorno arquitectónico y paisajístico, lo que lo convierte en un destino de visita obligada para los amantes del enoturismo.

Seguí leyendo:

COMPARTIR NOTA