25 de junio de 2024

Logo
Logo

Hasta que no lleguen los barcos con combustible seguirá la escasez

Las petroleras con refinerías en el país explicaron que hubo más demanda por el fin de semana largo y las elecciones, que hubo más dependencia de las importaciones por las paradas técnicas y que impactó una sobredemanda generada por temor a desabastecimiento.

Hay coincidencia entre distintos sectores de la industria petrolera en que la situación de escasez que atravesamos no se solucionará hasta que no lleguen los barcos con combustible que anunció el gobierno que importaría.

También juega fuerte el atrasado precio del combustible en argentina, lo que hace que las provincias de frontera tengan mayor demanda porque llegan los vecinos a cargar nafta. Es que el litro de nafta super debería estar a 1.000 pesos, es decir al precio de un dólar como se cotiza internacionalmente, y aquí no llega a los $ 400.

Desde el viernes en nuestra provincia se pueden ver largas colas en diferentes estaciones de servicio para poder cargar combustible. Algunas ponen cupos y otras cargan lo que la gente quiere. Sin dudas será una semana difícil la que viene porque nadie cree que el problema esté resuelto entre lunes y martes.

Las petroleras que tienen refinerías en el país, YPF, Axion, Raizen y Trafigura indicaron, a través de un comunicado conjunto, que la escasez de combustible “se irá normalizando en los próximos días” y señalaron que se combinaron distintos eventos que exigieron al límite la capacidad de producción. Entre ellos destacan tres factores como los más importantes: el primero son “los niveles extraordinarios de demanda, especialmente en los últimos 15 días -fin de semana largo, elecciones donde se produce un pico de movilidad de personas, inicio de la siembra agrícola, entre otros.

Como segundo punto aparece en el comunicado “una dependencia mayor a la habitual de importaciones de combustibles por paradas programadas en algunas refinerías” y el tercero es “una sobredemanda generada por una expectativa de desabastecimiento”.

Agregaron además que “la infraestructura de producción y suministro de combustibles de la Argentina es robusta. Argentina produce petróleo crudo y biocombustibles en gran cantidad y tiene un parque refinador que alcanza para producir más del 80% de la demanda doméstica de naftas y diesel. Lo demás se importa, en mayor o menor medida, al ritmo de la actividad agrícola”.

Explican también que “hoy el sistema funciona con producción y transporte récord de crudo, refinerías a máxima carga -salvo dos que se encuentran transitando procesos de paradas técnicas totales o parciales por obras de ampliación y mantenimiento -lo cual es absolutamente habitual y necesario en nuestra actividad para el resguardo de personas, activos, calidad y volumen del producto”.

Finalmente afirman que “el crudo va a seguir fluyendo, las refinerías procesando, las importaciones entrando al país y la estructura logística se irá normalizando para el abastecimiento, considerando la gran dispersión geográfica del país”.

COMPARTIR NOTA